Si vale la vida es por el valor que se le da, si luchas dale pasión, pero no engañes, su verdad está en la mano que se tiende y da y recibe, aquí no cabe truco, nadas y la ropa no la guardas, no, nunca, estás siempre en la picota, a punto de caer derrotado, mas victorioso, no cedas ni concedas, la vida lleva la compaña de la muerte, es una misma moneda, cúbrete de luz y santidad, bendice tu aliento, es todo lo que te quedará, y este polvo es tu santuario

A %d blogueros les gusta esto: